¿Los cacos o los bomberos? se pregunta Radio Bemba
Cubaeconómica.com
Por lo menos durante una semana el centro comercial Calos III, uno de los más grandes y concurridos de La Habana, estuvo cerrado completamente al público, lo cual despertó numerosos comentarios en Radio Bemba.

Según la versión "oficial" que recibieron quienes se llegaban hasta allí para hacer compras, el cierre fue ordenada por la Agencia de Protección Contra Incendios, que detectó no pocas violaciones en las tiendas y almacenes del centro comercial, como deficiencias en el sistema eléctrico, y abarrotamiento de productos en los pasillos, que obstruían el paso a los clientes, entre otras.

Y como en los últimos meses se han producido incendios en varias tiendas del país, parece que la agencia "está controlando más y apretando la mano" según criterio de algunos.

No obstante, como en Radio Bemba las bolas corren y se multiplican, también hay quienes afirman que el cierre se debe a que fue descubierto un desfalco económico bien gordo en la administración y que hay una contraloría revisando hasta el último papel, cosa que muchos no ponen en duda pues según dicen "Carlos III siempre ha sido un lugar caliente y allí más de una vez ha habido explotes".
2017-04-17