Y siguen los goles en La Habana
Cubaeconómica.com
El interés por el fútbol sigue avanzando a marcha forzada entre los cubanos, especialmente los jóvenes, a los cuales ya se les puede escuchar hablando con pasión de hinchas recalcitrantes sobre sus equipos favoritos, mucho más que del beisbol, que anda de capa caída aun cuando este sigue siendo el deporte nacional.

El motor impulsor ha sido sin dudas la televisión, que trasmite, muchas veces en vivo, lo mejor del deporte de las multitudes a nivel mundial y aunque para muchos los equipos del país no pasan de hacer "juegos de cuatro esquinas" hay avances, hasta el punto de que ya algunos atletas han firmado contratos con clubes latinoamericanos.

El más reciente espaldarazo lo dio el mismísimo Gianni Infantino, quien en reciente visita a la isla apreció la flamante cancha sintética de La Polar, en la capital, fruto del programa Forward de la FIFA para apoyar a naciones en desarrollo y, de paso, hasta trajo una camiseta de la FIFA con el número 9 de regalo para el presidente Raúl Castro.

Mientras, los amantes del beisbol "están que trinan" porque consideran que recursos que debieran ser destinados a reanimar el beisbol están yendo a parar al fútbol, y en las peñas deportivas hay quienes aseguran que "aquí el fútbol más nunca será como el beisbol, porque en Cuba los niños nacen con un guante y una pelota debajo del brazo".
2017-05-23