Las aguas van tomando su nivel
Cubaeconómica.com
Por primera vez en muchos meses los cubanos recibieron una buena noticia que si bien no resuelve el problema de la sequía acumulada por falta de precipitaciones, por lo menos les da una esperanza si la situación se mantiene, y es que en abril las lluvias rompieron la tendencia decreciente y se reportó en todo el país un acumulado –en unas zonas más en otras menos- del 133% de la media mensual.

Cierto es que no pocos se preguntan en dónde cayeron esas lluvias, porque la sequía se mantiene, pero ello se debe a que, explican los especialistas, los números son una cosa, y otra las necesidades acumuladas por la carencia de agua, y prueba de ello son los embalses, muchos de los cuales se mantienen en rojo.

Así, mientras en las últimas semanas en el Oriente no ha cesado de llover e incluso han bajado las temperaturas más que en Occidente, cosa muy rara en la región más caliente de Cuba, los habaneros debieron esperar bastantes días para bañarse en el primer aguacero de mayo, que según la tradición "da salud y pone más bonitas a las mujeres".

De todas formas, en Radio Bemba por estos días abunda la frase "cayó el aguacero que hacía falta", que se aprecia no solo en los campos reverdecidos sino también –dicen- en un ambiente más fresco y un aire más puro.
2017-06-06