Un descubrimiento por todos conocido
Cubaeconómica.com
Los problemas del comercio en Cuba, con una larga cadena de desabastecimientos, a veces más por falta de gestión que por la propia escasez de los productos, fueron abordados recientemente en La Habana en una convención con la participación de empresarios, académicos y otros funcionarios.

Como el evento fue bastante publicitado por la prensa local, tuvo cierta repercusión en Radio Bemba, donde con sorna algunos comentaron que "para descubrir el Mediterráneo, no hacía falta tanta gente reunida" en el Palacio de Convenciones.

Según estudios conocidos en el encuentro, auspiciado por el Ministerio de Comercio Interior, organismo permanentemente criticado por buena parte de la población, las cadenas de suministro en el país resultan ineficaces para garantizar la disponibilidad de productos o servicios en la cantidad, calidad, momento y lugar requeridos.

También insisten en que con frecuencia los responsables de ello se ocupan más de cumplir planes que por satisfacer a su razón de ser, los clientes.
Estos últimos, por su parte, han dicho de todo en Radio Bemba, en especial que "cuando a los irresponsables le pasen la cuenta, se acaba el problema" y que "si las reuniones resolvieran algo, este país sería un paraíso".
2017-06-07